lunes, 24 de julio de 2017

OTRA VEZ EN GANA

La Hna. Maura Cranney, nsa de Irlanda, colabora en la formación de las jóvenes Postulantes nsa de Gana. A continuación, algo de su experiencia:      



Llegué a Gana en abril y fui muy bien recibida por las Hnas. Regina Kampo y Magdelene Bonsu, de la comunidad nsa de Acra. Cuando salí del avión estaba lloviendo. Pero mientras pasaba por inmigración y la aduana,  la suave lluvia se transformó en una terrible tormenta. Mientras Magdelene y yo esperábamos que Regina se acercase con el auto, nos asustamos con un estruendoso trueno y relámpago, que estallaron justo, en frente a nosotras!

Luego tuvimos que enfrentarnos con un río que ahora fluía por las calles que las Hermanas habían transitado apenas unas horas antes. Pero la Hna. Regina nos condujo valientemente a casa, sanas y salvas.

Al día siguiente, la Hna. Rose, me buscó para llevarme a Cape Coast, donde me instalé una vez más. Cuando me fui, a fines de febrero, había cuatro Postulantes nsa, y ahora, a mi regreso, encuentro nueve jóvenes. Es porque las Postulantes del segundo año, regresaron de Burkina Faso luego de seis meses de una Inmersión Lingüística (para mejorar y practicar Francés), que comprende tres meses de cursos y tres meses de vida y trabajo en comunidad. Es encantador tener a mi alrededor  a todas éstas jóvenes tan dedicadas,  y comprobar la fuerza de la juventud. El camino que tienen por delante es largo y exigente, acompañémoslas con la oración.

Las cinco Postulantes de segundo año, se preparan para ir al noviciado, mientras que las de primer año continúan aquí hasta octubre, momento en que ellas también partirán a Burkina Faso para su Inmersión Lingüística. Actualmente, ellas tienen clases de Francés como preparación a esa experiencia.  

Estoy aquí para enseñarles algo de costura e introducirlas a la computación y a la contabilidad. Estar con ellas es la parte más satisfactoria de éste servicio que me confiaron,  y realmente, lo disfruto mucho.

Aquí la vida siempre tiene algo para celebrar. El mes de mayo tiene muchos cumpleaños. La Hna. Elisabeth Amoako, encabeza la lista, luego, siguen dos Postulantes, la Hna. Rose Sumah, y otra Postulante. Dios bendiga a cada una de ellas!

También tuvimos la décima Congregación Anual, del Colegio de Educación nsa por el que pasaron unas 364 jóvenes graduadas con el diploma en Educación Básica, con la especialidad en Ciencias y Matemáticas.
Hna. Colombiére, si recuerdas, en nuestro tiempo, esa cantidad de jóvenes que hoy se gradúan, correspondía al total de alumnas inscriptas en toda la escuela!!! Fué realmente reconfortante y alentador escuchar orador tras orador, las alabanzas y agradecimientos a la Dirección y Personal de éste Colegio que creció tanto desde que la Hna. Aquiline plantó la primera semilla hace 90 años! Que Dios sea alabado por la obra realizada a través del trabajo y sudor de tantas magníficas mujeres que, con coraje, respondieron y acogieron su gracia.  

Permítanme mencionar otras dos celebraciones que tuvieron lugar el fin de semana. El viernes, celebramos las Bodas de Plata del Instituto de Formación Continua, que comenzó aquí, en la colina de Brafu Yaw y que ahora funciona cerca de Vroomdorp. La relación con nosotras, Hermanas nsa, es la Hna. Martha Davis que éste año participa del programa, y la Hna. Madeliene Korsah que formaba parte del staff. En efecto, la Hna. Madeliene estaba entre las personas que recibieron un premio especial por su contribución con el trabajo y desarrollo del Instituto.
Madeliene, a través de los años, contribuyó también a la formación de numerosas novicias nsa y continúa influenciando la vida de los niños en Elmina. Que Dios siga bendiciéndola! 

El sábado, tuvimos la misa de funerales por la hermana de la Hna. Georgina Quayson, que falleció a los 44 años, dejando 5 niños y su anciana madre. Se llamaba Magdalene Otteran Quayson. Tanto la madre como dos de las hijas llevan los mismos nombres de dos Hermanas nsa.

Les deseo un soleado verano y buena salud para disfrutarlo! Si pudiese embotellar el calor, de buena gana les enviaría un poco. Todavía no me quejo del cambio de clima. La verdad que la naturaleza, con los pájaros cantando cada día, es una bendición y una verdadera delicia.

Hn. Maura Cranney, nsa


Artículo publicado en el Boletín de las Hnas. nsa de Irlanda, Pentecostés 2017.

domingo, 23 de julio de 2017

VOTOS PERPETUOS DE LA HNA. ROSE QUANSAH. Voeux perpétuels de Sr Rose Quansah, nda




VOTOS PERPETUOS DE LA HERMANA ROSE QUANSAH, NSA.

El 1 de julio del 2017 en la parroquia de Rillieux-la-Papa, de Lyon, la Hna. Rose Quansah, de origen ganeano, realizó su Profesión Definitiva en la Congregación de las Hermanas Misioneras de Nuestra Señora de los Apóstoles (nsa).
La celebración eucarística fue presidida por Monseñor Cartatéguy (SMA), obispo emérito de Niamey (Níger), rodeado de sacerdotes de las Misiones Africanas (SMA), quienes comparten, con las Hermanas nsa, la misma vocación misionera y la misa pasión por África. También participaron numerosas Religiosas y parroquianos.

Las lecturas bíblicas elegidas por Rose, recuerdan la urgencia de la elección y el sentido de la consagración al Señor:
  • Jeremías 1, 4-10: "....Yahvé alargó su mano y tocó mi boca. Y me dijo: - Mira que he puesto mis palabras en tu boca. Desde hoy mismo te doy autoridad sobre las gentes y sobre los reinos para extirpar y destruir, para perder y derrocar, para reconstruir y plantar..."
  • Filipenses 3, 8-14: "...conocer a Cristo, el poder de su resurrección y la comunión en sus padecimientos..."
  • Mateo 5, 13-16: "...ustedes son la luz del mundo...brille su luz delante de los hombres y mujeres, para que vean sus buenas obras y glorifiquen a su Padre que está en los cielos."

En su homilía, Monseñor Cartatéguy interpela a Rose, asegurándole la presencia del Señor que guía los pasos de las Hermanas de Nuestra Señora de los Apóstoles desde sus orígenes, en 1876.
  • Monseñor Cartatéguy: "...en toda vocación, están la duda y el temor, y la mayoría de los que sienten el llamado, preferirían no haber sido llamados. Sienten la tentación de hacer marcha atrás, por temor a la misión que les espera. Pero al mismo tiempo, el Señor, elimina ese temor y las dudas y les dice: - "No tengas miedo, estoy contigo."  El Padre Planque, fundador de las Hermanas Misioneras de Nuestra Señora de los Apóstoles, escribía a la Hna. Agustina: -" No escuche ni a sus miedos ni a sus penas, sino más bien, siga Jesús que le dice: ´Ven, sígueme!´; no se separe de El y llévelo siempre a las obras externas de su familia religiosa."
  • Hna. Rose Quansah: "Yo, Hermana Rose Quansah, en la plenitud de mi libertad hago voto para siempre, de Obediencia, de Pobreza y de Castidad, según las Constituciones de las Hermanas Misioneras de Nuestra Señora de los Apóstoles. Que el Espíritu Santo sea mi fuerza, y la Virgen María me acompañe. Amén."
En toda libertad Rose pronunció sus Votos, recibidos en Iglesia por el Padre Sebastián Tolou, Vicario Episcopal lionés para la Vida Religiosa.
Entre los testigos, estaban las Hermanas Marie-Héléne Gourdon, provincial de Francia, y Elisabeth Amoako, provincial de Gana, que se hizo presente para la ocasión.

  • Hna. Victoria Zirra, nsa: La Profesión Definitiva, es un compromiso de Iglesia. Por eso, Rose, firmará el registro sobre el que se menciona dicho compromiso.
  • Hna. Elisabeth Amoako, nsa: "Deseo lo mejor a la Hna. Rose. Rezo para que Dios, que ya empezó su obra en ella, le de la gracia de la perseverancia. Que ella de buen testimonio de Dios para atraer hacia El, a mucha gente."
  • Padre Francis Rozario, sma: "Vinimos para acompañar a la Hna. Rose, que hizo su Profesión Definitiva. Lo que me marcó, fue la presencia de numerosos sacerdotes de la sma, lo  que manifiesta nuestra reflexión y trabajo en torno a nuestra Familia Carismática."
  • Padre Alain Béal, sma: "Nosotros estamos particularmente contentos, porque vamos a trabajar con la Hna. Rose en la nueva parroquia, bueno, en realidad, es una antigua parroquia, pero nueva para las Misiones Africanas (sma) y las Hermanas nsa. Seremos dos equipos: uno de la sma y otro de la nsa. Le deseo a Rose, muchos, muchos años, y que llegue hasta muy ancianita en la vida religiosa!"
Fundadas en 1876, por el Padre Agustín Planque, de la sma, las Hermanas Misioneras de Nuestra Señora de los Apóstoles, cuenta actualmente con 800 miembros, de 19 nacionalidades que viven en 20 países, en 125 comunidades.
Las Hermanas trabajan en situaciones de Primera evangelización, particularmente en África, con las mujeres, los niños, niñas y los jóvenes.



martes, 7 de marzo de 2017

HACER MEMORIA Y NO OLVIDAR: EL PADRE JEAN PERRIN, SMA

 http://www.missionsafricaines.org/jean-perrin-repose-au-sanctuaire-n,1521.html

 En su página web, el padre Silvano Galli, publica extractos de la homilía del Padre Jean-Marie Guillaume, el día de los funerales del Padre Jean Perrin (Sociedad de Misiones Africanas, sma).


 64 años de vida entregados al Togo

Estamos aquí para un tiempo de paz, de meditación, de emoción, de tristeza y de alegría, de acción de gracias.
Damos gracias por el largo camino que permitió al padre Jean Perrin, llegar a éste nuevo día, a éste "mundo de arriba" que es el objetivo de toda la vida, según escuchamos en la lectura del texto bíblico. El mundo de arriba es la plena participación a la resurrección de Cristo. Es lo que por la  fe, creía el padre Perrin; fé que él desarrolló y alimentó hasta el fin. En ésta celebración, damos gracias por ésta fé del Padre Perrin y todo lo que su fé le permitió hacer.

Ese don de la Fe, que recibió el Padre Perrin, a salpicado sobre todas las comunidades cristianas que él fundó, que acompañó, que amó, aquellas por las que él se entregó durante 65 años de sacerdocio: las comunidades de Sokodé, que estuvieron al inicio de la misión en Togo; las de Kara-Yadé, durante 15 años; las de Blitta, durante 25 años; las de Tchébébé, durante 6 años; de Sotouboua, durante 19 años.
Ya vimos de qué manera el Padre Perrin, marcó la comunidad católica de Sotouboua a través de la construcción de iglesias y cómo marcó ese barrio atento al santuario. Por todos los lugares que el padre Perrin pasó, dejó una huella de fé, de caridad, de Evangelio.

Es María, Madre de la Merced, Nuestra Señora de la Misericordia, que nos acoge hoy para dar gracias por ésta vida tan larga y fructuosa. Éste santuario, el Padre Perrin lo hizo construír, porque él mismo experimentó la misericordia obtenida a través de la Virgen María. Él había prometido a la Virgen, levantar un edificio en su honor, si el escapaba a los horrores de la guerra, cuando le tocó estar en Rusia. Él regresó de la guerra y pudo cumplir su promesa. El santuario fue inaugurado en julio del 2011, al mismo tiempo que él celebraba sus 60 años de sacerdocio.

En el santuario, Juan quiso agregar una gruta, como en Lurdes; es la última obra que pudo supervisar. El 28 de mayo del 2016, escribía: " Buena noticia. La imagen de la Virgen María llegó tal como lo esperaba... Quiero que los peregrinos y la gente de paso, puedan beber del agua bendita, como en Lurdes, por eso, la instalación de agua corriente...María me ayudó muchísimo con el santuario, y me protegió durante la guerra y hasta el día de hoy. Mi padre había prometido enviarme a Lurdes si yo lograba regresar de la guerra...y pude ir. Por eso, ésta gruta, como un gesto de mi gratitud."

El agua, símbolo de vida y de la vida eterna, fue uno de las mayores preocupaciones de su vida
El la utilizó para los numerosos bautismos que administró, para las numerosas iglesias y capillas que hizo construír y bendijo. El padre Perrin conocía muy bien el valor y la necesidad del agua. Con su péndulo, durante años, buscó las fuentes de agua en numerosas aldeas y comuniddes. La primera cosa que hacía al comenzar una nueva construcción, era hacer cavar un pozo y garantizar la reserva necesaria de agua. Por donde pasó, siempre hacía una huerta y nunca faltaba el agua, del mismo modo que nunca le faltó el agua de la gracia de Dios.

El Padre Perrin, recibió numerosos talentos...que supo descubrirlos y ponerlos en valor. El primer regalo que Dios le hizo, y que fué la base de su solidez y de la fuerza de su compromiso y de toda su vida, fue el de la fe y de la confianza; una fé recibida de sus padres, de su padre que lo envió a Lurdes, de su pueblo, de donde surgieron unos seis sacerdotes para las Misiones Africanas! La fe que Jean recibió, le dió vida, y le permitió engendrar una confianza a toda prueba, confianza en la vida, don de Dios, que él supo mantener al momento de la guerra, confianza en Dios, confianza en María.

Otro don que desarrolló es el de la compasión por los enfermos y los más pobres...Siempre fueron numerosos los que llamaban a la puerta de su corazón. Su compasíon por los más pobres, lo ha puesto en movimiento, incluso a veces, enojado, y lo llevó a involucrar a las autoridades locales y nacionales, logrando por ejemplo: la eliminación de un elefante solo, agresivo; la obtención  de un territorio para los refugiados tomado de la reserva de la fauna, más allá de Anié, detrás de Tchébébé, por lo que se trazó una nueva ruta, se construyó otro puente, se creó un dispensario del gobierno y una escuela...

La escuela, la educación, fue otra de sus preocupaciones. Abrió escuelas, colegios por donde pasaba. 
Una de sus primeras obras fue la escuela secundaria de Kara, inaugurada en 1956, que más tarde fue el Colegio Chaminade. Inició la construcción del colegio que luego sería el "Colegio Adèle", para las jóvenes. Así lo recordaba: "Cuando hice el pedido de un colegio católico para Lama-Kara, hizo el efecto de una bomba: yo no tenía nada, y el obispo tampoco, y el ministerio no aceptaba el pedido. Finalmente lo aceptaron, a condición que no lleve el nombre de "colegio", sino el de "Instituto Secundario"...y comenzó la obra..."

La educación escolar no le bastaba, utilizó sus talentos de músico, más allá de su importante sordera, para enseñar música, la trompeta y el órgano electrónico. Desarrolló el grupo de majorettes, siempre presentes y activas en los grandes eventos. 
En medio de todo eso, nunca descuidó el servicio pastoral, para lo que utilizaba las medios más modernos que iban surgiendo: el cine, los videos, internet... Estricto y exigente para la vida cristiana.

Tenía mil y un proyecots, aún poco antes de su muerte: "Comenzé una sala de conferencias, pero parece que no es lo suficientemente grande...pienso que en tres años...", escribía el 5 de junio del 2016. 
"Murió trabajando", me decía ayer un sacerdote que estaba cerca suyo éste último tiempo. Pero su cuerpo, desgastado por tantas actividades, no podía más, y un día, todos partimos. No hacía mucho que había terminado de supervisar la gruta  dedicada a Nuestra Señora de Lurdes, Nuestra Señora de la Merced, la Virgen María seguramente lo condujo de la mano, hacia un día nuevo, al encuentro del Dios Vivo. Con él, podemos decir: "Dios hizo por mí, maravillas."